8 trucos para evitar el robo de tu maleta de viaje

Viajar durante nuestras vacaciones es el momento del año preferido de la mayor parte de la gente, pero debemos ser conscientes de que al hacerlo, nos convertimos en turistas y somos el objetivo prioritario de carteristas y delincuentes. Por ello, debemos adoptar una serie de precauciones para evitar que nos roben nuestro equipaje y en consecuencia, que nos arruinen nuestras vacaciones.

A continuación os explicamos los consejos más útiles que garantizarán que no te roben tus maletas de viaje:


1-) Equipaje de mano antirrobo

Como equipaje de mano, siempre procura llevar una maleta antirrobo. Este tipo de maletas las puedes llevar como mochila y mientras lo hagas será imposible que te puedan robar, ya que todas las aperturas de la mochila son a través de cremalleras situadas en su parte posterior. De esta manera, al llevarla puesta, todas las cremalleras quedan inaccesibles y ocultas entre nuestra espalda y la mochila. En este enlace, te mostramos una excelente mochila antirrobo por un precio muy económico y que es ideal para viajar.

Únicamente deberás adoptar precauciones cuando te la tengas que quitar, como por ejemplo al sentarte en un restaurante. En dichas situaciones, deja tu maleta en un lugar donde la puedas ver en todo momento y en el cual nadie pueda acceder (siéntate al lado de la pared o en esquinas preferentemente).

 

2-) Equipaje de facturación no llamativo

Al contrario de lo que uno se pueda imaginar, comprar el último modelo de maleta no hará aumentar nuestra seguridad sino todo lo contrario, únicamente conseguiremos llamar más la atención y que los delincuentes se fijen en nuestro equipaje, ya que presupondrán que su contenido será de gran valor, de modo que el riesgo a sufrir un robo aumentará.

Por esta razón, simplemente compra maletas convencionales de coste medio. Que sean rígidas y fuertes (para evitar roturas al transportarlas), fáciles de llevar (piensa en los largos recorridos en aeropuertos y estaciones de tren) y que tengan un candado incorporado. En este link, tienes un buen ejemplo de una maleta perfecta para viajar por un precio increíble.

Esta última mención al candado, es simplemente para evitar de sufrir robos inmediatos, lógicamente no vamos a ir con una maleta con una simple cremallera; pero no hace falta volverse loco con el candado. Si quieren abrir tu maleta, la van a abrir; de modo que cualquier simple candado que actúe como disuasorio ya será válido y hará bien su función.

 

3-) Embala tus maletas facturadas

Si no queremos sufrir ningún riesgo de robo por parte de empleados de transporte de maletas, el método infalible es embalar tu equipaje con plástico. De esta manera, jamás nadie podrá sustraerte nada de tu maleta al quedar 100% precintada de plástico y si lo intentaran, te darías cuenta enseguida en el momento de recogerla, ya que sería evidente su manipulación, y podrías reclamar al momento en el aeropuerto de llegada.

Además, en países de alto riesgo de trasporte de drogas en origen, podrás tener la certeza que nadie te podrá introducir nada ilegal en tu maleta.

Este servicio es ofrecido en la mayoría de aeropuertos internacionales por un precio no muy alto.

 

4-) Vigila bien tus maletas en la recogida de equipajes

Al llegar a destino en aeropuertos, estamos muy cansados y al estar de vacaciones también estamos algo más relajados de lo común, para qué nos vamos a engañar. Pero este momento es crítico, ya que al ir a la sala de recogida de equipajes debemos estar seguros de recoger todas nuestras maletas y evitar que nadie se lleve las nuestras. Aunque parezca increíble, en todos los aeropuertos cada día hay alguien que se deja alguna maleta o se lleva una que no es la suya (erróneamente, ya que al haber cámaras por todas partes y estar registrados todos los pasajeros es absurdo intentar robar).

Para evitar confusiones, siempre es recomendable dejar una marca en un punto visible de nuestro equipaje. Por ejemplo, puedes poner en el mango de tu maleta un lazo o una pegatina roja. De esta manera, aunque varios pasajeros lleven el mismo modelo de maleta, no habrá posibilidad alguna de confusiones.

 

5-) Reparte tus pertenencias debidamente

Por regla general, al viajar en avión, lleva contigo en la maleta de equipaje de mano tus pertenencias más valiosas y más necesarias, siempre que las puedas pasar por el control de seguridad para subir a bordo del avión.

Además, si viajas acompañado en cualquier tipo de transporte, reparte tus pertenencias más valiosas entre las diferentes maletas que lleve el grupo, para minimizar las consecuencias si alguien os robara una maleta.

Asimismo, procura llevar personalmente el móvil, dinero, tarjetas y documentación en bolsillos interiores. Es indispensable que ante cualquier suceso, lleves todo ello para que la situación no vaya a mayores y puedas al menos regresar a salvo a tu país sin pasar apuros.


6-) Extrema las precauciones hasta llegar al hotel con tus maletas

Cuando te dirijas a una ciudad desconocida y debas ir hasta tu hotel sin que nadie te pueda dejar a la puerta del mismo, extrema las precauciones en todo momento. Los turistas son los objetivos preferidos de los ladrones y además es normal estar algo despistados si no sabemos dónde ir en un lugar desconocido.

Por ello, prepara con antelación tu trayecto hasta el hotel para no perderte y evita zonas o lugares conflictivos. Asimismo, no te pares a tomar fotografías o a contemplar el paisaje, cualquier delincuente puede aprovechar tu distracción para substraerte la maleta y salir huyendo.

 

7-) Utiliza la consigna de equipaje

Muy frecuentemente los hoteles no nos dejan entrar hasta una hora determinada o nos obligan a abandonarlos a una hora concreta. En definitiva, entre el vuelo y el hotel tenemos horas sin ningún alojamiento. En este tipo de situaciones, es obvio que queramos aprovechar el tiempo y visitar algo, pero hay que ser coherentes y evitar ir a cuestas con nuestro equipaje en todo momento. Además de ser peligroso ir con todas las maletas y hacer turismo al mismo tiempo, ello resulta muy incómodo. Por ello, utiliza servicios de consigna para depositar tus maletas de forma segura durante las horas que necesites. Este tipo de servicios están presentes en la mayoría de aeropuertos y estaciones de tren y en multitud de establecimientos en grandes ciudades.

 

8 -) Que no vean tu equipaje si viajas en coche

Si decides hacer turismo con tu vehículo particular o uno de alquiler, ten cuidado en todo momento de que nadie vea que eres turista y que llevas maletas en tu coche, ya que te podrían intentar robar. Por ello, procura tener todas las maletas dentro del maletero sin que estas sobresalgan y se vean por las ventanillas.

Además, si debes coger algo de tu equipaje, procura que al abrir el maletero nadie te vea todo lo que llevas dentro.

 

Medidas extremas para salvaguardar tus maletas

En caso de que seas un fanático de la seguridad y no quieras correr ningún riesgo, sigue estas tres medidas extremas para conseguir la máxima seguridad.

  • Seguro de viaje: Puedes contratar seguros personalizados de tus vacaciones (país que visitas, días que estarás, actividades que vayas a realizar, etc.) para asegurar todo tipo de hipotéticos sucesos: robo, accidentes, muerte, enfermedad…
  • Localizador GPS: Puedes adquirir por un coste no muy elevado, localizadores GPS para llevarlos en tu equipaje y asegurarte de tenerlo controlado en todo momento. De este modo, si te robaran tus maletas, podrías facilitar las coordenadas de las mismas a la policía.
  • Servicio de caja fuerte en hotel: Si cuentas con mucho dinero en efectivo o joyas, puedes utilizar el servicio de caja fuerte de tu hotel para tener plena tranquilidad de su seguridad.


¿Cómo actuar en caso de robo?

Si eres víctima del robo de tu maleta en un país extranjero debes actuar de la siguiente manera:

A) Comprueba que efectivamente te han robado. Quizás hayas perdido u olvidado tu maleta en otro lugar, o quizás la tenga algún acompañante.

B) Si efectivamente se trata de un robo, identifica qué llevabas en el interior de la maleta substraída y calcula su valor económico.

C) Si el valor económico de lo perdido no es muy elevado, quizás no valga la pena denunciar ante la policía. Simplemente haz constancia de ello en el lugar donde la perdiste (estación de tren, centro comercial, aeropuerto) y entrega tus datos en caso de haberla perdido u olvidado, ya que quizás esté en el departamento de objetos perdidos y la puedas recuperar. Si se trata de un robo, no tiene mucho sentido presentar denuncia teniendo en cuenta el lío burocrático que ello supone y las pocas posibilidades que hay para recuperar tus pertenencias con dicha acción.

D) Si el valor de tu equipaje es muy alto o si cuentas con un seguro de viaje que cubre robos de maletas, pon denuncia. Ten en cuenta que te llevará un buen tiempo ir a una comisaría y esperar hasta que te atiendan, pero es fundamental en la mayoría de seguros para poder recibir cobertura y puede ser una solución para recuperar tus pertenencias en caso de robo (aunque hay que reconocer que las posibilidades son bajas).

 

Conclusión:

Aplicando los trucos mencionados anteriormente, podrás viajar tranquilamente sin tener que estar constantemente en alerta para que no te roben la maleta. No es necesario que los apliques todos, simplemente sigue los que más se adapten a tu situación y a tu forma de viajar.

Si te ha resultado de interés este artículo para evitar el robo de tu maleta en un viaje, es muy posible que también te vaya resultar de gran interés nuestro artículo sobre 10 claves para evitar robos en viajes, no te lo pierdas!